Noticias

Aumento de casos por Streptococcus pyogenes: qué es y cómo se transmite

En lo que va del año en Argentina, ya se registraron 487 infectados y 78 muertos, de acuerdo a las cifras actualizadas del Ministerio de Salud de la Nación

Argentina se encuentra en alerta por el avance de la bacteria Streptococcus Pyogenes, también llamada Estreptococo del Grupo A, que ya provocó la muerte de 78 personas y la infección de otras 487, según el último informe oficial del Ministerio de Salud de la Nación.

«Al 6 de noviembre de 2023, se notificaron al Sistema Nacional de Vigilancia de la Salud (SNVS 2.0) 487 casos de infección invasiva por Streptococcus pyogenes en todo el país, de los cuales 78 se trató de casos fallecidos», dice el comunicado de la cartera sanitaria.

Esta enfermedad se trata de una bacteria común que causa la faringitis, pero que también puede producir infecciones invasivas en piel y otros órganos. Casi la mitad de los casos de Streptococcus pyogenes tenían menos de 16 años, habiéndose distribuido el resto de los casos en todos los grupos de edad, agregó la información oficial.

El Streptococcus del grupo A comúnmente origina distintas infecciones cutáneas como impétigo, celulitis, y escarlatina; sin embargo, en ocasiones, puede presentarse como una forma grave o enfermedad invasiva, que puede causar condiciones potencialmente mortales, siendo responsable de más de 500.000 muertes anuales en todo el mundo.

El reservorio es el humano, formando parte de la microbiota normal y la transmisión ocurre por contacto directo con una herida en una persona infectada o a través de gotitas eliminadas con la tos, los estornudos o al hablar. El período de incubación para la enfermedad varía de acuerdo a la presentación clínica, entre 1 a 3 días.

Los síntomas de la faringitis son: dolor de garganta; fiebre; cefaleas; dolor abdominal; náuseas y vómitos; enrojecimiento de faringe y amígdalas; mal aliento; ganglios aumentados de tamaño en el cuello.

En lo referido a la escarlatina los síntomas más frecuentes son: garganta roja y adolorida; fiebre; erupción color rojo con textura de papel de lija; piel de color rojo intenso en los pliegues de axila, codo e ingle; recubrimiento blancuzco sobre la lengua o el fondo de la garganta; lengua «aframbuesada”; dolor de cabeza; náuseas o vómitos; inflamación de los ganglios; dolores en el cuerpo.

Ante la presencia de algunos de estos síntomas es importante evitar la automedicación con antibióticos y realizar una consulta médica para tener diagnóstico oportuno, precisa la cartera sanitaria.

Las personas enfermas deben evitar concurrir a lugares públicos y restringir los contactos hogareños. Además es de importancia lavarse las manos frecuentemente; no compartir objetos de uso personal y ventilar adecuadamente y de forma regular los ambientes.

El avance del Streptococcus

 

El avance de la bacteria Streptococcus pyogenes no solo se ha producido en la Argentina. El 8 de diciembre pasado la Organización Mundial de la Salud (OMS) informó que al menos cinco Estados miembros de la región europea (Francia, Irlanda, los Países Bajos, Suecia y el Reino Unido de Gran Bretaña e Irlanda del Norte) habían reportado un aumento en el número de casos de enfermedad.

En ese momento, la agencia sanitaria sugirió que el aumento de los casos podía reflejar un inicio temprano de la temporada coincidiendo con un aumento de la circulación de virus respiratorios y del riesgo de que se produzcan coinfecciones virales. Se consideró que las coinfecciones podían aumentar el riesgo de desarrollar la enfermedad invasiva por el estreptococo.

Publicaciones relacionadas

Botón volver arriba