En cuarentena hasta el 2 de agosto y con salida gradual según lo determine cada provincia

 

El presidente Alberto Fernández aseguró que en la nueva fase de la cuarentena entre el 18 de julio y el 2 de agosto “vamos a tratar de volver a la vida habitual”, y subrayó esta tarde que la pandemia está “lejos” de quedar “superada”, al tiempo que advirtió que el “riesgo está latente” en todo el país y no solo en el área metropolitana de Buenos Aires. “El riesgo está todavía latente y no es que el riesgo está concentrado solo en el AMBA”, afirmó.

La nueva fase de cuarentena flexibilizada que comienza este sábado se extenderá hasta el domingo 2 de agosto.

La Ciudad de Buenos Aires y el conurbano bonaerense están bajo una modalidad de aislamiento estricto, con control para que el servicio de transporte público de pasajeros solo sea utilizado por los trabajadores de las actividades declaradas como esenciales para mantener el funcionamiento de los servicios y la producción.

En esa zona se viene registrando la mayor cantidad -más del 90%- de los casos de contagios y muertes por coronavirus, y en los últimos 10 días los guarismos vienen en aumento hacia un pico que los epidemiólogos aún no saben hasta dónde llegará.

En la jornada de ayer, se registraron 62 muertes en las últimas 24 horas y 3.624 infectados, en tanto que el total de decesos desde el 20 de marzo es de 2.112.

Las otras zonas bajo cuarentena severa son Resistencia en Chaco; General Roca en Río Negro; y la provincia de Neuquén.

El resto del país está bajo la modalidad de distanciamiento social, preventivo y obligatorio, con distintos matices.

Desde el 18 de julio y hasta el 2 de agosto vamos a tratar de volver a la vida habitutal, en este nuevo mundo que nos exige cuidados diferentes. Lo vamos a hacer escalonadamente y vamos a seguir fortaleciendo el sistemas de salud y trabajando con los laboratorios en la vacuna”, anunció Fernández.

Noticia anterior

Plaza Huincul destinó dos camionetas al Hospital Complejidad VI

Noticia siguiente

Villa la Angostura suma su primer caso de Covid-19 positivo