Punto Saludable

LA IMPORTANCIA DE UNA SONRISA SALUDABLE

Uno de los aspectos que más debemos cuidar salud para mantener nuestra salud bucal es la higiene de los dientes. Tener una mala salud dental tiene consecuencias como caries, mal aliento, inflamación de las encías, entre otras, también puede afectar de manera negativa a la autoestima y a la capacidad de comunicación.


¿QUE ES LA SALUD BUCAL?

La OMS define a la salud bucal como la ausencia de dolencias o trastornos en la cavidad bucodental. Estas dolencias o trastornos pueden ser desde dolor, cáncer, infecciones, aftas, hasta enfermedades periodontales, pérdida temprana de dientes permanentes o temporarios.

Organización Mundial de la Salud coloca a la salud bucal como un indicador clave de la salud, ayuda a evaluar y a conocer la calidad de vida de las personas.


¿POR QUE DEBEMOS CONSERVAR UNA BUENA SALUD BUCAL?

Conservar una buena salud bucal tiene múltiples beneficios, los relacionados con la salud y bienestar de la boca/dientes y los que permiten un mejor desarrollo psicológico de la autoestima. Diversos estudios han demostrado que una persona que conserva una buena salud bucal y sobre todo una sonrisa sana mejora su autoestima ya que aumenta la seguridad en la persona.

Cuando existe pérdida de dientes y éstos no son repuestos, dientes mal alineados (chuecos), dientes manchados por caries, sarro), repercute en la seguridad del individuo para hablar y/o sonreír. Como consecuencia, es posible que las personas desarrollen complejos que finalmente influyan en su comportamiento.

Cuando se pierden dientes y no son repuestos, la fonética se ve sumamente afectada, ya que los sonidos y palabras no pueden pronunciarse correctamente influyendo en la autoestima del paciente y también provoca alteraciones en la masticación de los alimentos, lo que puede repercutir en una baja absorción de los nutrientes.

COMO MANTENER UNA BUENA SALUD BUCAL?

Luego de observar todos los efectos que tiene una mala salud bucal, resulta esencial acudir al dentista preventivamente mantener la salud de nuestra boca y evitar enfermedades com las caries, enfermedad periodontal, cáncer. A continuación, te dejamos algunos consejos para mantener una buena salud bucal.

Cepilla tus dientes todos los días. Idealmente, lo debes hacer al menos tres veces al día y de tres a cinco minutos. Hazlo después de cada comida, con un cepillo de cerdas suaves. El cepillado más importante es el de la noche antes de ir a dormir.

Cambia tu cepillo de dientes regularmente. Al ser una herramienta tan importante para la salud bucal, es necesario mantenerlo firme. Según la recomendación de los odontólogos, debemos cambiarlo cuando las cerdas comienzan a abrirse. El cepillo será suave y pequeño, con las cerdas del mismo tamaño y color.

Realiza un cepillado conciente. Al cepillarte los dientes, hazlo con movimientos suaves y cortos, tratando de cubrir toda el área de los dientes. Siempre lo haremos con el cepillo seco y poca pasta (tamaño de una arveja) No debemos cepillar la lengua.

Usa hilo dental al menos una vez al día. Desliza el hilo en el espacio entre la encía y el diente. Úsalo para masajear suavemente el lado del diente en un movimiento hacia arriba y hacia abajo.

Controla tu consumo de azúcar. El azúcar es el principal aliado de la aparición de caries, por este motivo debemos consumir alimentos sin azúcares agregados. Si quisiéramos incorporar alimentos con azúcar debemos hacerlo durante las comidas principales, desayuno, almuerzo, merienda y cena nunca entre comidas y luego cepillar nuestros dientes siempre. No elegir alimentos dulces pegajosos

Visita a tu dentista regularmente. Detectar y tratar pronto los problemas de las encías, los dientes y la boca puede ayudar a garantizar una buena salud oral de por vida.

 

 

Publicaciones relacionadas

Mira también
Cerrar
Botón volver arriba