Plaza Huincul recuerda la prohibición del uso de pirotecnia

La Municipalidad de Plaza Huincul informó que se encuentra en vigencia la Ordenanza N° 1365/12, donde SE PROHÍBE en todo el Ejido Municipal la fabricación, tenencia, guarda, acopio, depósito, venta o cualquier otra modalidad de comercialización, tanto mayorista como minorista y el uso particular de elementos de Pirotecnia.
Además  ESTA PROHIBICIÓN   alcanza a las Industrias y Comercios radicados en la ciudad, como así también a los particulares y Vendedores Ambulantes u ocasionales
En otro párrafo la ordenanza recuerda, que LA UTILIZACIÓN de pirotecnia produce efectos negativos sobre el ambiente, los animales y  las personas, que algunas se ven particularmente mas afectadas por el uso de los fuegos artificiales; tales como veteranos de guerra, personas con trauma acústico, hipoacusia inducida por impacto y personas autistas.
Así también que LAS PERSONAS con autismo, por lo general presentan desorden de procesamiento sensorial y sentidos exacerbados, cuando se trata del oído, perciben los ruidos de manera aumentada, por lo que los estruendos podrían ocasionar crisis de llanto, gritos, autolesión, o presentar convulsiones.
También, recuerda que en LOS ANIMALES, tanto domésticos como no domésticos, se ha observado taquicardia, temblores, agitación, náuseas, aturdimiento, desorientación, miedo y hasta la muerte. Los perros al sentir temor huyen, lo que los puede llevar a extraviarse o ser víctima de accidentes.
EL INCUMPLIMIENTO DE LA ORDENANZA CITADA IMPLICA
  1. El decomiso inmediato de todos los artículos pirotécnicos y generará la aplicación de la sanción de multa por un monto que regulará el Juzgado Municipal de Faltas
  2. En caso de que la infracción fuera cometida por una Industria o Comercio se aplicará el decomiso y  la sanción de clausura.
  3. La Comisión de nueva infracción, implicará la caducidad de toda Habilitación Comercial o Industrial. 
Noticia anterior

El Ejército trabajará con salud vacunando contra el coronavirus

Noticia siguiente

Día del médico: “Nada que festejar” dicen los profesionales de la salud