Presentan protocolo para la “juntada a comer asado” en Plaza Huincul

A todos los protocolos que se presentan ante los Comité de Crisis por la pandemia de Covid-19 para reactivar actividades, ahora se suma un permiso especial para “juntarse a comer asado”. El autor de la iniciativa es el edil de Plaza Huincul por el partido Compromiso, Gustavo Iril.

Según la fundamentación el objeto es “otorgar una herramienta para poder llevar a cabo un encuentro social gastronómico, controlado, con criterios de sanidad y seguridad que reduzcan el riesgo de contagio de
virus y bacterias, y con la constancia de los asistentes para el caso de requerirlo la autoridad sanitaria”.

Como con otras actividades, hay condiciones que deberían cumplirse para realizarlo, debe haber “un afitrión o responsable” de que se cumpla el protocolo, que deberá presentar un listado de comensales con Nombre, Apellido, domicilio y teléfono de contacto, día, horario y domicilio de la reunión. Además la duración del evento no podrá superar las 4 hs desde la llegada del primer invitado hasta el egreso del último.

Los días autorizados serán los viernes y sábados a partir de las 19 hs y con plazo límite las 00.00 hs y los sábados y domingos entre las 11 hs y las 16 hs.

Dentro de los requisitos figuran:

 Los comensales deberán ser mayores de 18 años.
 Se designará un cocinero y un ayudante, que puede o no ser el anfitrión.
.
 Tanto el anfitrión como los invitados lavaran sus manos con jabón antes de
manipular alimentos.
 Todos los participantes del evento deberán utilizar cobertor naso bucal y
guardar distanciamiento mínimo de 1,5 mts mientras no se encuentren
comiendo.
 La vajilla será convenientemente lavada y desinfectada previo al evento con
soluciones sanitizantes, pudiendo esta ser provista por el anfitrión o en su
defecto cada invitado la propia.
 Está completamente contraindicado compartir utensillos, vasos o botellas.
 El baño del lugar deberá asegurar la posibilidad de lavarse las manos con
jabón.
 Es muy recomendable que no se fume para evitar tocarse la cara.

 Durante la pandemia deberá controlarse el consumo de alcohol, dado que el
estado de ebriedad se asocia con conductas imprudentes.
 Se recomienda en esta primera etapa que no participen comensales que
formen parte del grupo de riesgo
 Se debe evitar los juegos de mesa en los que manipulen dados, cartas, etc.
Si a este punto los requisitos asombran, es que las costumbres cambian y parece que la pandemia cambiará hasta la juntada de los asados, el concejal propone que es el anfitrión quién debe comprar los insumos a consumir, proveer de alcohol en gel a los/las participantes de la reunión y de solución sanitizante para desinfectar superficies y tendrá a su cargo la presentación del listado de asistentes a las Autoridades.

También hay pautas para el cocinero:

1. Se ocupará de manipular los alimentos respetando medidas sanitarias y lavando
frecuentemente sus manos con jabón. Utilizará cobertor naso bucal mientras no esté
alimentándose.
2. Será el/la único/a que manipulará todos los alimentos durante la entrada, la comida
principal y el postre.
3. Junto al/la ayudante tendrá a cargo el servicio de los alimentos a cada comensal.
Ayudante
1. Será el/la único/a autorizado/a a asistir al/la cocinero/a desde el comienzo hasta el
final de la reunión en la manipulación de alimentos.
2. Se ocupará de manipular y servir las bebidas, espirituosas o no, a los comensales.

Será el/la encargado/a de servir la entrada y/o picada a cada comensal en su plato
individual.
4. Ayudará al anfitrión/na y al cocinero/a en el respeto y la difusión del presente
protocolo.
Iril propone además, un menú a consumir:

(Evitar los alimentos crudos)
Carne asada al plato. Ensaladas. Verduras Asadas. Picada
Empanadas y tartas.
Pizzas.
Pollo al disco
Cazuelas o guiso

Habrá que espera la respuesta y que reacción genera en la comunidad la propuesta de volver a compartir asados, sólo para mayores en tiempos de Covid-19.

Noticia anterior

Por la cantidad de casos Buenos Aires regresaría a Fase II de la cuarentena

Noticia siguiente

La UNLP puso a prueba un dispositivo para que un respirador pueda ser usado por dos personas a la vez